martes, 31 de agosto de 2010

SE REANUDA LA CELEBRACIÓN DE LA SANTA MISA TRADICIONAL EN PAMPLONA

El próximo domingo 5 de septiembre, tras el paréntesis de julio y agosto, se reanudará, Dios mediante, la celebración de la Santa Misa Tradicional en Pamplona, que tendrá lugar como viene siendo habitual, todos los domingos y fiestas de precepto a las 13:00 h. en la Iglesia de las RR.MM. Agustinas Recoletas de Pamplona.

LA SANTA MISA TRADICIONAL DE SEVILLA CAMBIA DE EMPLAZAMIENTO

La Santa Misa Tradicional que hasta ahora se venía celebrando todos los domingos y festivos en la Parroquia de San Bernardo de Sevilla pasará a celebrarse a partir del próximo domingo 5 de septiembre, a las 10:30 horas en la iglesia del convento de las Religiosas Salesas, sito en la plaza de las Mercedarias.
El Arzobispo, Monseñor Juan José Asenjo, atendiendo a las necesidades y peticiones de la asociación Una Voce Sevilla, ha designado este templo como lugar de la celebración de la Santa Misa Tradicional. Del mismo modo, ha designado oficialmente al Rvdo. P. Pablo Díez Herrera como el sacerdote que estará encargado de oficiar la Santa Misa en el nuevo emplazamiento.

lunes, 23 de agosto de 2010

IMPRESIONES DE UN JOVEN SACERDOTE ACERCA DEL USO DE LA SOTANA

A continuación reproducimos un artículo, traducido al español por La Buhardilla de Jerónimo, que recoge las impresiones de un joven sacerdote alemán acerca del uso de la sotana y la hermenéutica de la continuidad.


El Padre Jolie ve la vestimenta sacerdotal en conexión con el enfoque de la “hermenéutica de la continuidad” de Benedicto XVI.
“El Papa sostiene con esta fórmula que no hay ‘dos Iglesias’ – una antes y una después del Concilio, sino la única Iglesia Católica Romana”.

Ésta es también la razón por la que, según el Padre Jolie, el Papa Benedicto XVI ha rehabilitado la Misa antigua y ha explicado el Concilio a la luz de la Tradición.

Cita al Papa: “Lo que para las generaciones anteriores era sagrado, también para nosotros permanece sagrado y grande”.

El Padre Jolie concluye que “en el sentido de la hermenéutica de la continuidad, la sotana no es ni pre- ni post-conciliar”.

Hay que tomar con calma los insultos

La sotana es mucho más apropiada – “y muestra ser muy práctica” – para tener la oportunidad de hacer aparecer la dimensión espiritual de un modo visible en público.

También muestra a los hombres que el sacerdote es “distinto”.

“A menudo esto se pone junto con el ser ‘reaccionario’ o ‘conservador’, y eso lo tomo con calma”.

En realidad, “los sacerdotes que observan junto al Papa Benedicto la hermenéutica de la continuidad no son ni conservadores ni progresistas”.

El Padre Jolie ve en ellos la vanguardia del nuevo clero.

Un triste signo de desobediencia

El sacerdote señala que la ley de la Iglesia requiere que los sacerdotes usen vestimenta sacerdotal, están obligados a ella:

“Por tal razón, si el sacerdote ignora este deber, hay un triste signo de desobediencia y desunión del clero”.

Esto es para el Padre Jolie un signo externo del decaimiento del presbiterio.

Porque “dondequiera que los sacerdotes no están unidos con los demás, tampoco logran estar unidos con sus rebaños”.

domingo, 15 de agosto de 2010

FESTIVIDAD DE LA ASUNCIÓN DE NUESTRA SEÑORA

MEDITACIÓN SOBRE EL TRIUNFO DE MARÍA
I. La Santísima Virgen muere sin dolor y sin temor, con inefable deseo de ir a juntarse con su adorable Hijo. El amor divino es quien desprende su hermosa alma de su envoltura mortal. Tú también morirás; pero, ¿cómo morirás? ¿En el dolor y en el temor? Aprende de María a vivir bien para morir bien. Pídele la gracia de morir santamente. Ella la concede a sus servidores; y cuando te halles en ese terrible momento, dile con Justo Lipsio: Santa María, socorre a mi alma en lucha con la eternidad.
II. La Santísima Virgen, resucita algún tiempo después de su muerte; ese cuerpo castísimo que había llevado a Jesucristo no debía sufrir la corrupción del sepulcro. ¡Oh, Virgen Santísima, qué alegría me causa el favor que se os ha acordado! Cuerpo mío, tú también resucitarás un día; pero, ¿será para la gloria o para los sufrimientos eternos? Lo ignoro, o más bien, sé que seré predestinado si soy un servidor fiel de María. Ningún servidor de María perece eternamente. (San Bernardo).
III. ¡Cuán admirable es el triunfo de María! Entra en el cielo con cuerpo y alma; los ángeles salen a su encuentro; el Padre eterno la reconoce como Hija, Jesucristo como Madre, el Espíritu Santo como Esposa. Es elevada sobre los coros de los Ángeles y colocada en un trono al lado de su Hijo. Valor, ¡alma mía!, nada hay que no puedas obtener por medio de la Madre de Dios. Su poder es infinito, y su amor es igual a su poder. ¿Qué hice hasta ahora para merecer su protección y sus favores?
Te rogamos, Señor, perdones los delitos de tus siervos, para que los que no podemos agradarte por nuestras obras, nos salvemos por la intercesión de la Madre de tu Hijo.

miércoles, 4 de agosto de 2010

MONSEÑOR UREÑA, ARZOBISPO DE ZARAGOZA, PRESIDE UN SOLEMNE SEPELIO CON ARREGLO A LOS LIBROS LITÚRGICOS TRADICIONALES

El Arzobispo de Zaragoza, Monseñor Manuel Ureña, presidió el pasado miércoles 28 de julio, un solemne sepelio, que realizó íntegramente con arreglo a los libros litúrgicos tradicionales, en la Parroquia de Santa María la Mayor de Épila.
Con motivo de una restauración, los restos de la familia de los Condes de Aranda -que descansan en la Parroquia de Épila desde 1745- debieron ser trasladados, y fue el pasado 28 de julio, cuando el Arzobispo volvió a reinhumarlos en la sepultura familiar.
La ceremonia que fue amenizada por la Capilla Gregoriana de la Institución Fernando El Católico, contó con la presencia, entre otros, del párroco de Épila, P. Miguel Ángel Barco.
A continuación les mostramos alguna fotografía que nos ofrece la página web de la asociación amiga Una Voce Málaga.



EL OBISPO DE SAINT-BRIEUC Y TRÉGUIER (FRANCIA) SOLICITA AYUDA AL INSTITUTO CRISTO REY SUMO SACERDOTE

Monseñor Lucien Fruchaud, Obispo de la Diócesis francesa de Saint-Brieuc y Tréguier, con el fin de asegurar la continuidad de la celebración de la Santa Misa Tradicional y dada la avanzada edad de los sacerdotes que hasta ahora la oficiaban, ha solicitado ayuda al Instituto Cristo Rey Sumo Sacerdote.
Será a partir de ahora un joven sacerdote de dicho Instituto el encargado de oficiar la Santa Misa Tradicional en la Basílica de Nuestra Señora de la Esperanza.